martes, 4 de junio de 2013

Tq

Te quiero tanto que, si lo pienso con detenimiento, me empieza a doler el pecho.

Mejor pensar menos y demostrar más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario